Conducta desordenada

Conducta desordenada

Conducta desordenada en la Florida

Bajo la ley de la Florida, una persona comete el delito de conducta desordenada cuando:

  1. La persona comete un acto que corrompe la moral pública, que atenta contra el sentido de decencia pública o afecta la paz y tranquilidad de la gente;

o cuando,

  1. La persona se involucra en reyertas o peleas

Penas máximas por conducta desordenada

En la Florida, el cargo de conducta desordenada es un delito de segundo grado punible por un máximo de

60 días de cárcel

6 meses de libertad a prueba o probatoria

$500 de multa

Posibles defensas a un cargo de conducta desordenada

Primera enmienda

En conformidad con la Constitución de Estados Unidos, las leyes de la Florida normalmente no restringen la libertad de expresión de una persona. Por lo tanto, las palabras que profiere una persona en raras ocasiones resultarán en una condena por conducta desordenada.

Por ejemplo, un acusado por lo regular no puede ser condenado por conducta desordenada cuando solamente grita, maldice o insulta directamente a un agente del orden público. Sin embargo, si junto con los gritos, maldiciones e insultos el acusado lleva a cabo actos físicos que obstruyen al oficial en sus deberes, a esa persona se le puede condenar de conducta desordenada.

Hay otras situaciones en que las palabras de la persona pueden resultar en una condena por conducta desordenada.

Primero, a una persona se le puede condenar de conducta desordenada si profiere palabras que ella sabe son falsas y esas palabras crean el peligro de grave lesión corporal para otros. Por ejemplo, si una persona fuera a gritar “¡Fuego!” solo para conseguirse un mejor asiento en un concierto atestado, esta conducta crearía peligro de posible lesión a medida que personas intentan huir del área.

Defensa propia

Debido a que a un acusado puede ser condenado de conducta desordenada si participa en una reyerta o pelea, un acusado puede afirmar que riñóo peleó en defensa propia. Sin embargo, esta defensa aplica solamente si el acusado no provocó la reyerta o pelea.

Si usted ha sido acusado de conducta desordenada en los condados de Hillsborough, Pinellas, y Pasco, contáctese con el licenciado David C. Hardy.

El abogado David C. Hardy es ex fiscal y está certificado por el Colegio de Abogados de la Florida como especialista en litigaciones de derecho penal. De los más de 86,000 abogados de la Florida, menos de 1% están certificados en litigaciones de derecho penal. El licenciado Hardy asimismo está certificado a nivel nacional en litigaciones de derecho penal por el Consejo Nacional de Abogados Litigantes de Estados Unidos.